Zona El Internado

Martín Rivas: “No tenía ganas de terminar ‘El internado’, sólo de estar hasta el final”


Martín es un chico tímido, muy tranquilo y que se toma el fina de El internado como el final de una etapa. A sus 25 años, nos cuenta cómo ha vivido los últimos días de rodaje de la serie que le ha dado a conocer.

Su personaje de Marcos en El internado le ha dado a conocer. Martín Rivas (el fiel amigo de Yon González en la serie) tiene sólo 25 años pero todo un séquito de fans adolescentes que le persiguen allá donde va, pero él mantiene los pies en la tierra. Ante el final de la serie, el actor ha hablado y nos ha contado cómo ha vivido los últimos días de rodaje de la serie de Antena3 que llega a su fin tras siete temporadas.

¿Crees que ha sido lo más adecuado poner fin a la serie en este momento?

Es una apuesta muy arriesgada de la productora cerrar la serie cuando está dando éxitos y beneficios. Pero creo que es mejor así, no prolongarlo eternamente.

¿Cómo esperas que sea el final de El internado?

La verdad es que espero que tenga un final a la altura de las expectativas, que sé que son muchas, de los seguidores más fieles de la serie.

¿Tú personalmente tenías ganas de que la serie terminara, de cambiar un poco de género?

No tenía ganas de terminar, sólo de estar hasta el final. (cuando dice esto pone una cara de susto y nos advierte que esto no quiere decir que él no vaya a morir en los últimos capítulos)

¿Crees que tu personaje, Marcos, se merecería morir o terminar como un héroe dando su vida por alguien?

Me gustaría que tuviera un final feliz, se lo merece después de tantas calamidades y sufrimientos que ha pasado, el pobre.

¿Cómo fue el último día de rodaje?

La verdad es que no lloré, pero fue realmente emotivo. Me llevo el uniforme entero, a lo mejor lo subasto en internet (cuando le decimos que todos sus compañeros también se lo han llevado exclama: “Uy, pensé que yo era el único”).

El internado te ha dado a conocer, ¿cómo llevas que miles de niñas estén locas por ti?

La fama es como los zapatos nuevos: los ves preciosos en la estantería, al principio te pueden hacer daño, pero te vas adaptando a ellos.

¿No tienes miedo a lo que pueda o no pueda venir a partir de ahora tras el fin de la serie?

El temor siempre va a estar ahí, pero hay tantas cosas a las que les puedes tener miedo… Lo que tengo son muchas ganas de ver qué sucede con mi vida y qué me depara el caprichoso destino. Esta es una profesión muy difícil y yo he sido un privilegiado durante tres años y medio. Si me toca pasarlo mal durante una temporada, creo que no debería atormentarme demasiado por ello y tendré que llevarlo lo mejor posible.

¿Qué te gusta hacer cuando no estás trabajando?

No me gusta mucho salir a bares, de hecho en Madrid prácticamente no salgo. Me gusta ver películas, cosas muy tranquilas.

Fuente